mar

18

ago

2015

LA INFLUENCIA DE LOS PENSAMIENTOS POSITIVOS


En medio de la turbulencia provocada por el ruido permanente de la actividad diaria, de pronto un día llega el momento en que surge de tu interior una vocecita que le invita a pensar y analizar. ¿Qué rumbo tiene mi vida? ¿Soy realmente feliz? ¿Qué me falta para serlo realmente?

 

 

Muchas personas pueden aparentar ser felices si han comprado un buen carro, si tienen una casa propia, si viven con holgura económica  y carecen de deudas. Todo ello está muy bien si se está en consonancia con una mente identificada con la prosperidad que a pesar de los problemas que en el camino  pueden surgir, siempre busca que prevalezcan los pensamientos sanos y positivos.

 

 

Ocurre que muchas veces todos esos objetos de aparente prosperidad no están acompañados de la influencia principal de pensamientos positivos. Puede resultar paradójico, pero efectivamente hay mucha gente que puede atraer la riqueza sin ser necesariamente personas positivas. Y es que aquello está más asociado a los talentos o capacidades en determinadas actividades o labores que por una actitud positiva, o en todo caso significa que dicha buena energía está solo limitada o restringida a ese campo de actividad y fuera de él no se halla satisfacción.

 

Cuando esa capacidad para generar dinero o riqueza, material solo se limita a ese campo y no existe un mecanismo que explote las otras áreas de la vida de una persona, se puede llegar a un estado en el cual, se tenga abundancia económica pero un gran vacío espiritual. Esto ocurre con millones de personas en el mundo, el dinero lo tienen pero sienten que les falta ese “algo más” y eso tiene que ver con la falta de conocimiento respecto de cómo aprender a  interiorizarse.

 

Cuando existe esa carencia espiritual afloran los pensamientos negativos y entonces pueden aparecer señales de enfermedades psíquicas o físicas que tienen su puerta de entrada a partir de la tensión o el stress tan típico en estos tiempos.

  

Algunas buenas ideas para lograr desandar este camino son:

 

-Admitir que si bien lo material es de gran ayuda, para lograr una vida feliz lo imprescindible siempre será la tranquilidad espiritual y paz mental.

 

-Reconocer que hay un vació en su vida que debe ser llenado con conocimiento y confianza que se deben generar a partir de una identificación mayor con el lado espiritual.

 

-El conocimiento se logra buscando información valiosa que se pueda hallar en libros o personas positivas y que le ayudará a entender el porqué de muchas cosas.

 

-La confianza se genera a partir de la perseverancia en buscar y hallar constantemente respuestas que le motiven e impulsen a buscar nuevos retos cada día.

 

-Cuando ya tenga la confianza y el conocimiento su visión de la vida cambiará, el análisis del pasado y la perspectiva del futuro serán productivos.

 

-Enfóquese  en disfrutar cada día al máximo empezando por agradecer a Dios o El Universo por cada despertar.

 

-Así como en los distintos ámbitos de la vida uno recibe cosas, también se debe dar a los demás, dicha entrega puede ser algo material pero también buenos consejos, buena vibra o hasta una sonrisa. De  siempre, eso alimenta el alma.

 

 

Mardam

  

Escribir comentario

Comentarios: 0