dom

01

dic

2013

LA ARMONIA MENTAL


La verdad según lo que los  pensadores más sabios de la Humanidad nos han manifestado a lo largo de los siglos, se puede expresar como: la armonía.

  

 

Y esa armonía dicen aquellos sabios que se presenta en la vida de las personas cuando existen en conjunto: la felicidad, la belleza, la opulencia, el amor y el bienestar.

 

 

La forma de empezar a atraer esa  esa armonía,  es oponerse  a toda forma de carencia, tara o  enfermedad, porque nuestra condición natural es estar sanos, y ser felices, porque fuimos creados perfectos, es algo que no debemos olvidar.

  

Debemos aprender a decir No a todo eso que no queremos, y SI a todo lo que este en consonancia con nuestros más anhelados sueños. En ese sentido se debe utilizar el sí y el no para fortalecer nuestra mente y así lograr el bienestar.

 

Yendo más allá de lo material y adentrándonos en el ámbito de la  metafísica y en particular lo referido  al “mentalismo” es importante tener claro el concepto de Dios, para comprender muchas cosas. Identificarse con Dios que  es el Todo nos permite  entrar en un estado de gracia..

 

Identificándose con  Dios,  el Universo o como se le quiera llamar al gran creador, uno tiene más acceso con esa verdad que es armonía.

 

 

Dios es el todo, pues enmarca todo lo existente, es decir, los reinos animal, vegetal, mineral, todos los planetas, el sistema solar, todas las  estrellas de una galaxia y  aún más todas las galaxias del universo y el inmenso e inconmensurable espacio entre todas ellas. Dios es lo visible y lo invisible, es lo manifiesto y lo inmanifiesto, además lo material y espiritual.

 

Es decir, no hay nada en todo lo existente e inexistente en lo que no esté Dios. Por eso se considera a Dios el Macrocosmos, Y por supuesto que como Dios abarca todo, también abarca al ser humano, por ello se puede decir que el hombre posee al Dios inmanente, es decir el microcosmos; un Dios en miniatura que se le puede denominar como “alma” que es el estado superior del ser humano.

  

En dicho estado es cuando se tiene la conexión suprema, cuando el entendimiento se aclara  y la sabiduría crece. En esas condiciones la armonía  que es la verdad  de nuestras vidas está mas cerca.

 

MARDAM

Escribir comentario

Comentarios: 0